jueves, 13 de enero de 2011

Bufo bufo




Bufo bufo

Orden: Anura
Familia: Bufonidae

El sapo común (Bufo bufo) es un anuro muy habitual en toda clase de hábitats europeos, como balsas de riego, albercas, etc. Se distribuye por toda Europa salvo Irlanda y algunas islas mediterráneas. Es uno de los anuros más conocidos, dada su distribución y requerimientos ecológicos laxos. Los individuos viejos pueden presentar manchas blancas debidas a la edad.

Este anfibio tiene cuerpo corto y ancho y puede alcanzar entre 15 y 20 cm. de longitud, siendo el sapo europeo de mayor tamaño. Las hembras son más grandes que los machos.

Las patas traseras presentan mayor longitud que las delanteras, y los dedos son semipalmeados, poniendo de manifiesto su vida semiacuática.

Coloración variable que va desde el pardo oscuro hasta el verde e incluso el ocre. El vientre presenta una tonalidad mucho más clara. Piel muy verrugosa que presenta dos glándulas parótidas oblicuas situadas detrás de los ojos. Ojos de color anaranjado-rojizo con pupila horizontal.

Los sapos no saltan, por lo que para cazar proyectan su lengua a una distancia considerable. El sapo suele desplazarse lentamente, incluso tiene la habilidad de trepar por muros para resguardarse en alguna grieta. Solo intenta saltar cuando se ve en peligro. Otra técnica defensiva, es aparentar mayor tamaño hinchándose. También producen secreciones venenosas por las glándulas venenosas que contiene su piel.

Desarrollo: Renacuajo, juveniles y adulto





No hay comentarios:

Publicar un comentario